24/12/2022 a las 08:01

CET


La próxima semana, la plataforma de entretenimiento Amazon Prime estrenará la serie documental sobre la entidad azulgrana titulada ‘FC Barcelona, una nueva era’. Son cinco capítulos que podrán verse a partir del miércoles día 28 y que arrancan en enero de 2020 con la destitución de Ernesto Valverde cuando el Barça era líder de la Liga y le sustituyó Quique Setién. 

Un viaje en el tiempo sobre uno de los periodos más convulsos y dolorosos en la historia del FC Barcelona que se llevó por delante a tres entrenadores, a un presidente, que vivió una elecciones anticipadas en plena pandemia y sobre todo un hecho inesperado: la traumática salida de Leo Messi. La serie se cierra en agosto de este año.

Esta producción, realizada por los responsables de contenidos audiovisuales de Barça Studios, está inspirada en aquel documental llamado ‘Barça Confidential’ estrenado en 2004 y que desvelaba los entresijos de la llegada de Joan Laporta a la presidencia junto a los Sandro Rosell, Ingla, Soriano y compañía, mientras Ronaldinho, en el campo, le cambiaba la fisonomía a un equipo que llevaba cuatro años de sequía. Aquel trabajo causó sensación porque era la primera vez que se veía algo igual en el mundo del fútbol. Hoy en día estos documentales inundan las diferentes plataformas de entretenimiento que han encontrado un filón en este tipo de productos.

Obviamente ‘FC Barcelona, una nueva era’ se ha editado con el beneplácito y la aprobación de los nuevos responsables del club, donde la llegada a la presidencia de Joan Laporta y sus casi dos años de mandato, como no podía ser de otra manera, tienen un gran protagonismo en la serie.

Me permitiré el atrevimiento, solo uno, de hablar de una frase que pronuncia Laporta en la serie: “El club ha estado a punto de desaparecer”. Vaya…

Si el relato, una vez más, va de la herencia recibida, si la narrativa de los hechos se detiene en qué malos eran los que había antes y qué buenos somos nosotros, se estará distorsionando la realidad. 

Esta junta, como cualquier otra que hubiera entrado, tenía un reto gigantesco: remontar el vuelo económico tras una pandemia, una masa salarial inasumible y, al mismo tiempo, construir un equipo campeón. El Plan Estratégico de Ferran Reverter saltó por los aires y ahora el FC Barcelona se rige como una empresa familiar.

Salvo la ilusión que genera el liderato del equipo de Xavi, hay poco que celebrar. El Barça se ha ido dos veces de la Champions League en fase de grupos y el agujero económico se ha salvado con las palancas. Cuando lleguen los títulos y el Barça empiece a generar beneficios con la propia actividad, sí podremos decir que una nueva era ha comenzado. Antes, no. Solo es un título que queda muy bien en una serie de televisión. La realidad es otra.



Source link

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí