29/12/2022 a las 11:36

CET


Los epidemiólogos españoles ven precipitado afirmar que «la pandemia ha terminado», como ha hecho el virólogo de referencia alemán, pero admiten que el covid ya tiende a comportarse como otros virus endémicos en España

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, aseguró en septiembre que el mundo «nunca ha estado tan cerca del fin de la pandemia de covid». Y Christian Drosten, virólogo de referencia alemán, afirmó el lunes que el virus ya se ha vuelto endémico y que, a su juicio, «se ha terminado la pandemia». Sin embargo, no es una opinión compartida en España, donde los epidemiólogos consideran de que es peligroso lanzar este mensaje en plena campaña de la cuarta dosis, porque, a su entender, puede desincentivar a la población vulnerable de vacunarse, y provocar que la ciudanía se relaje (aún más).

Mas allá de la terminología, cinco expertos consultados por El Periódico de Catalunya, del grupo Prensa Ibérica, explican que el covid tiende a comportarse en los países con amplia cobertura de vacunación, como los europeos, de forma endémica y que la posibilidad de «nuevas olas de gran magnitud es muy remota», según vaticina Benito Almirante, jefe de enfermedades infecciosas del Vall d’Hebron.

Comparte esta opinión José María Molero, del grupo de infecciosas de la Sociedad de Médicos de Familia Semfyc, quien avisa de que, a escala mundial, «la pandemia no ha terminado» pero en los países occidentales el virus «tiende a ser endémico». Es decir: se transmite de forma rutinaria como la gripe o el organismo que provoca la bronquiolitis (VRS), pero sin generar grandes picos de incidencia o mortalidad.

Estabilización

De hecho, la incidencia en personas mayores de 60 años está estabilizada, con 160 casos por 100.000 habitantes a escala nacional y 161 en Cataluña, donde en estos momentos el virus que más circula es la gripeEl covid se sitúa en el cuarto lugar, por detrás de la bronquiolitis y del rinovirus. Y «la gravedad de la gripe en personas vulnerables puede ser incluso superior a la propia covid», según avisa Almirante.

En cualquier caso, el coronavirus y la gripe aún no se comportan igual. El primero puede provoca picos en cualquier momento y la gripe es estacional, golpea sobre todo en invierno y por lo tanto es mucho más predecible que el covid. Además, la gran diferencia entre ambos es la vacunación. De la gripe solo se vacuna a personas vulnerables (y en el futuro a los niños), mientras que el 90% de la población española tiene las dos primeras dosis frente al covid. «La gripe es poco grave en personas que no son de riesgo, mientras que, si la población española no estuviera vacunada contra el covid, estaría muy preocupado con lo que pudiera ocurrir», admite el especialista en infecciosas del ISGlobal Quique Bassat, quien también considera precipitado «cambiar la terminología» de pandemia a endemia.

La peligrosa situación en China

Prueba de la importancia de la vacunación es lo que está ocurriendo en China, donde se está produciendo una ola gigante porque la población, que no ha estado demasiado expuesta al virus, o bien no está vacunada o ha sido inmunizada con antígenos poco eficaces. La situación en el país asiático demuestra, a juicio de el investigador Salvador Macip, que «el virus se comporta de manera tan pandémica como antes, es infeccioso y agresivo; las vacunas lo controlan pero no está ni mucho menos siguiendo patrones estacionales como la gripe, por lo que no es el momento de hablar del fin de la pandemia, sino de recordar que hay que vacunarse».

En su opinión, quedan «meses», sino «años» para que se acabe la pandemia. Aunque podría suceder que, en el caso de que el covid solo afecte de manera grave a algunas zonas del planeta y en el resto esté controlado, la OMS limite la situación de emergencia a esa zona.

Nuevas variantes

país con tantos millones de habitantes como China es que aparezcan variantes más infecciosas. Pero tanto Almirante como Molero consideran que es «poco probable» que los futuros sublinajes «produzcan grandes olas en poblaciones como España, con niveles elevados de inmunidad adquirida, por infecciones previas o por elevadas tasas de vacunación». La ómicron y sus variantes, por ejemplo, han sido más transmisibles pero no más graves.

Menos optimista se muestra el epidemiólogo Joan Caylà, quien subraya que el covid sigue siendo una «infección difícil de controlar» y que se llame «pandemia o endemia» generará «problemas de salud muy relevantes», ya que por ahora «ningún país ha conseguido controlarlo». «El covid quedará a corto plazo como la enfermedad más importante de las de declaración obligatoria», dado que tanto en 2020, como en 2021 y en el primer trimestre del 2022 ha sido la que ha provocado más muertes, por delante del cáncer o las cardiovasculares, algo que no sucedía desde hace decenios.

Source link

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí