Los fanáticos de los Chiefs esperan ver a Taylor Swift en el desfile de la victoria

El ala cerrada de los Kansas City Chiefs, Travis Kelce (87), abraza a Taylor Swift después del partido de fútbol americano del Super Bowl 58 de la NFL contra los 49ers de San Francisco, el domingo 11 de febrero de 2024, en Las Vegas. Los Jefes ganaron 25-22. (Foto AP/Charlie Riedel)

KANSAS CITY, Missouri – Stacey Stauch tiene una pregunta en mente mientras los Kansas City Chiefs se preparan para celebrar su tercer título de Super Bowl en cinco temporadas con un desfile.

“Todos nos preguntamos: ¿aparecerá Taylor?” dijo el asistente legal durante un viaje a Union Station adornada por los Chiefs, donde terminará el desfile del miércoles. Junto a Stauch estaban su hija de 11 años, Rilynn, y dos de las amigas de Rilynn.

Mientras los comentaristas comparaban cuidadosamente los totales por tierra durante la victoria de los Chiefs en tiempo extra por 25-22 sobre los 49ers de San Francisco el domingo por la noche, Rilynn estaba haciendo sus propios cálculos. ¿Cuántas veces la transmisión de CBS mostró a Taylor Swift mientras su novio Travis Kelce hacía varias jugadas clave?

Rilynn, que contó 13 tomas de Swift, sueña con ver a la superestrella del pop y a Kelce durante las festividades del desfile, que coinciden con el Día de San Valentín. Y quizá haya convencido a su madre para que la aceptara.

“Creo que todos se volverán locos”, dijo Rilynn, que vestía una camiseta que decía “Karma is My Tight End”. Esa es una referencia a Swift cambiando la letra de su canción “Karma” de “Karma es el chico de la pantalla” a “Karma es el chico de los Chiefs” durante un concierto en Buenos Aires. También posee una camiseta que dice “Go Taylor’s Boyfriend”.

Swift no ha comentado sobre sus planes. Pero sería una hazaña de programación apretada. Tiene que estar en Melbourne, Australia, que está 17 horas antes que Kansas City, a las 6 pm del viernes para el primero de los tres conciertos programados en su gira Eras. Y el vuelo en sí dura unas 17 horas.

Los anuncios de cancelación de escuelas comenzaron apenas minutos después de que Kelce, Patrick Mahomes y los Chiefs se convirtieran en el primer equipo desde Tom Brady y los New England Patriots hace dos décadas en defender su título.

“¡¡¡TENGAMOS UN DESFILE EL MIÉRCOLES!!!” El alcalde de Kansas City, Quinton Lucas, publicó en X, anteriormente conocido como Twitter, después de que terminó el morderse las uñas, y la publicación llegó poco después de comentar: “Tómense pastillas para el corazón”.

Desfile de los Jefes Mahomes en Disney Land

El MVP del Super Bowl 58, el mariscal de campo de los Kansas City Chiefs, Patrick Mahomes, en el centro, saluda a los fanáticos en Main Street, EE. UU., durante una cabalgata por Disneylandia en Anaheim, California, el lunes 12 de febrero de 2024. (Jeff Gritchen/The Orange County Register vía AP)

Se espera que las temperaturas inusualmente cálidas, de entre 15 y 20 grados Celsius (60 Fahrenheit), y la posibilidad, por remota que sea, de una aparición del Swift, aumenten la asistencia. Las empresas a lo largo del camino del desfile están convirtiendo el día en una fiesta para sus trabajadores.

Las cuadrillas ya están bloqueando las calles en Union Station, donde la ruta de 3,22 kilómetros (2 millas) concluirá con discursos. Para el mediodía del lunes, el escenario donde el equipo pronunciará sus discursos estaba parcialmente construido y afuera ondeaba una bandera gigante de los Chiefs.

A principios de este mes, el Ayuntamiento de Kansas City autorizó a la Comisión de Deportes de Kansas City a gastar casi $1 millón en las festividades. Además del día de San Valentín. El desfile también coincide con el Miércoles de Ceniza, que es el tradicional inicio de la Cuaresma.

El reverendo Poese Vatikani espera lograrlo, aunque los deberes del Miércoles de Ceniza podrían complicar sus planes.

Tuvo una especie de conversión cuando se mudó de Honolulu a Missouri. Ex fanático de los 49ers, adoptó a los Chiefs, e incluso se puso una peluca de Mahomes en el púlpito el domingo, mientras su congregación era un mar rojo.

“Así es la vida. No se rindan”, dijo el pastor principal de la Iglesia Metodista Unida de Carrollton, compartiendo sus planes para un sermón sobre la victoria, mientras se detenía en Union Station para tomar fotografías con su esposa, Doris Vatikani, el lunes. Ambos iban vestidos de rojo. Doris, que celebró la victoria con un baile de hula, llevaba una flor detrás de la oreja.

Después de décadas sin campeonato, la ciudad está ganando experiencia con los desfiles de la victoria. Hace cinco temporadas, los Chiefs derrotaron a los 49ers para ganar el primer campeonato de Super Bowl del equipo en 50 años. Eso siguió a que los Kansas City Royals ganaran la Serie Mundial en 2015, el primer campeonato de béisbol de la ciudad en 30 años. Ese año, los fanáticos abandonaron sus autos al costado de la carretera para poder caminar hasta la celebración.

Luego, el año pasado, los Chiefs derrotaron a los Philadelphia Eagles 38-35 y proféticamente prometieron que volverían por más.

El último desfile de la victoria comenzará a las 11 de la mañana y durará unos 90 minutos. Pero si los años pasados ​​sirven de guía, conseguir un lugar privilegiado no será tarea fácil. Los aficionados suelen dormir durante la noche o llegar antes del amanecer.

Heather Smith, de 39 años, lo desafió el año pasado. Y está pensando en volver a hacerlo después de dejar que su hijo de 9 años se quedara despierto hasta tarde para ver el final. El lunes, lo sacó a él y a su hermana de 6 años de la escuela y los llevó a Union Station para posar frente a un cartel de los Chiefs.


Su suscripción no se pudo guardar. Inténtalo de nuevo.


Tu suscripción ha sido exitosa.

“Fue realmente divertido”, dijo Smith, quien se mudó a Kansas City desde Minnesota justo cuando comenzaba la ola de campeonatos. “Intentamos sostener a los niños lo más que pudimos para que pudieran ver. Pero fue genial ser parte de esto. Ha sido realmente genial estar aquí entre los Reales y los Jefes durante los últimos nueve años”.



Fuente