El Barça fue mejor en París que el PSG en Montjuic, pero los errores se pagan

Mbappé sentencia la eliminatoria con un doblete / AP

La rigurosa expulsión de Araujo en el minuto treinta condicionó el partido y acabó con cualquier posibilidad de que el Barça eliminara al PSG y continuara así con su sueño europeo. Es cierto que el dominio inicial de los franceses fue contrarrestado con el gol de Raphinha, pero quedarse con uno menos dejó a los azulgranas muy tocados. Con uno menos y con Lamine Yamal abandonando el terreno de juego para reforzar la defensa, la misión se convertía en imposible. No fue una decisión fácil la de Xavi, que optó por retirar al joven canterano en lugar del delantero brasileño.

Fuente